7 cosas que nadie te dijo sobre ser emprendedor

Ser emprendedor va más allá de saber gestionar un negocio. Emprender también implica tener ciertas habilidades, herramientas y puntos de vista, solo que casi nadie te lo dice antes de empezar.

Por eso, si quieres iniciar tu primer emprendimiento, aquí encontrarás 7 cosas que nadie te dice sobre emprender— y qué necesitas para alcanzar el éxito.

7 cosas que debes saber para ser emprendedor

Cada día hay más personas dispuestas a dejar sus trabajos convencionales para ser emprendedores a tiempo completo. De hecho, según el Global Entrepreneurship Monitor (GEM), incluso la pandemia despertó nuevas oportunidades de negocio para muchos emprendedores.

Y claro, a todos nos encanta la idea de ser independientes, pero esa libertad viene acompañada de unos cuantos sacrificios y aprendizajes.

Dicho de otro modo, la realidad de un emprendedor es mucho más compleja que lo que vemos en redes sociales o en revistas. Y debes estar preparado para enfrentarla.

Estos 7 puntos que verás a continuación resumen las partes menos divertidas de ser emprendedor. La idea de este artículo es que puedas desarrollar las herramientas necesarias para sobrellevar estos obstáculos y facilitar tu camino como emprendedor.

Ahora sí, empecemos:

1. Emprender te da más libertad, pero también nuevas preocupaciones

ser emprendedor

Cuando se habla de emprendimiento, la mayoría de las personas se enfoca en resaltar lo bonito: libertad financiera, horarios flexibles, independencia, etc.

Sin embargo, al convertirte en emprendedor, debes asumir la enorme responsabilidad de mantener tu negocio en pie, y eso puede ser muy abrumador.

Cuando lideras una empresa, no importa del tamaño que sea, el dinero y la estabilidad se volverán una preocupación recurrente. Pasarás momentos de mucha incertidumbre y es completamente normal entre todos los emprendedores. El truco está en no dejar que ese miedo te paralice.

Por desgracia, no hay manera de prevenir estas preocupaciones, pues es imposible predecir el futuro. Pero, afortunadamente, sí puedes aprender a lidiar con estos sentimientos para no dejarte llevar por los momentos de crisis.

Empieza a desarrollar una actitud emprendedora desde ya, en conjunto con un sólido plan de negocios. Tener un buen manejo de tus emociones, visión definida y objetivos concretos, además de asesoría financiera, te ayudará a manejar la incertidumbre al emprender.

2. Es un proceso solitario

Solemos ver a los emprendedores de éxito rodeados de gente talentosa o dando charlas frente a miles de personas. Pero, lo creas o no, ser emprendedor puede ser muy solitario.

Al iniciar un negocio, tu manera de entender el trabajo (y el tiempo que le dedicas a ello) cambia. Con frecuencia, te verás abrumado en medio de un sinfín de preocupaciones, y hasta rechazarás salidas con amigos o familiares para enfocarte en el trabajo.

A veces, tus propias expectativas como emprendedor pueden terminar aislándote del resto del mundo, e incluso empañar tu capacidad de tomar decisiones.

Por esa razón, siempre es buena idea emprender con un socio y pedir opiniones y recomendaciones a otros. Es importante que hagas el esfuerzo de salir de tu cabeza para mantenerte conectado con tu entorno.

Asimismo, tómate descansos y deja un espacio disponible para compartir con tu familia y amigos. No todo es trabajo; no hay necesidad de descuidar tus relaciones interpersonales para dedicarte a emprender.

3. Tendrás altos y bajos

Al igual que ser freelancer, llevar un emprendimiento implica pasar por temporadas de mucho y poco ingreso. Esto puede ser un gran choque para ti si estás acostumbrado a recibir un salario fijo en tu trabajo convencional.

No siempre podrás asegurar ganancias consistentes, sobre todo al inicio. Por ello, necesitas planificación financiera para utilizar tu dinero inteligentemente y mantener la salud de tu negocio.

Si es tu primer emprendimiento, trabaja con un contador que te ayude a trazar un buen plan de acción para manejar tus finanzas como un profesional.

Para darte una guía inicial en todo lo que implica llevar tus finanzas como trabajador autónomo, te recomendamos el siguiente artículo: cómo trabajar por internet y no morir (de hambre) en el intento.

4. Trabajarás más y por más tiempo

Ser emprendedor no tiene nada de glamoroso durante los primeros meses. Antes de llegar a ver resultados contundentes, deberás pasar un montón de horas de trabajo muy agotadoras (muchas de ellas sin recibir ni un centavo).

Algunas personas creen que tener un negocio propio es la respuesta para liberarse de la esclavitud del trabajo convencional de 8-9 horas diarias. Sin embargo, para hacer despegar tu emprendimiento, deberás dedicar incluso más de 40 horas a la semana, y ni siquiera te darás cuenta de ello.

Eso sí, aunque sea duro al principio, puedes tener la seguridad de que tu esfuerzo traerá recompensas.

¡Pero, ojo! Ten cuidado con trabajar en exceso, pues puedes caer en el burnout.

5. Los descansos son necesarios

Este punto está directamente relacionado con el anterior y es un tema que ha despertado mucho interés en los últimos años. Según reseña Karen Carvajalino para Forbes, los emprendedores son más propensos a desarrollar depresión, ansiedad, trastornos del sueño, entre otros problemas de salud mental. Y todo esto por el exceso de trabajo sin descansos apropiados.

Vivir bajo un estrés constante puede conducirte rápidamente al burnout laboral, y las consecuencias en el largo plazo pueden ser bastante graves.

Mantener tu bienestar físico, emocional y mental es el primer paso para asegurar tu crecimiento profesional. Después de todo, antes que ser emprendedor, eres humano, y debes cuidar tu salud en todos los aspectos.

Procura dormir 7-8 horas diariamente, hacer ejercicio físico, encontrar un hobby que puedas hacer cada semana y, lo más importante, establecer horarios de trabajo para desconectarte de tus responsabilidades laborales dentro de tu ambiente en casa.

6. Todo cuesta

En la vida, todo cuesta algo, sea dinero, tiempo, energía o todas las anteriores. Y cuando te toca liderar una empresa, te das cuenta de lo difícil que puede ser eso.

Todas las decisiones que tomes como emprendedor implicarán una inversión de recursos (que, de nuevo, no necesariamente deben ser monetarios). Esto debes tenerlo previsto antes de ejecutar cualquier acción; de lo contrario, podrías llevar tu negocio lentamente a un quiebre.

7. Nunca vas a saberlo todo

La imagen que todos tenemos de un emprendedor exitoso se podría definir en tres palabras: autoconfianza, sabiduría y decisión. Es lo que todos estamos acostumbrados a ver en redes sociales, ¿cierto?

Sin embargo, cuando te conviertes en emprendedor, muchas veces te tocará seguir adelante incluso sin tener completa seguridad en lo que haces. Y eso está bien. El miedo y las dudas son parte del viaje.

Poco a poco, con tu trabajo constante, entenderás que todas esas inseguridades te traerán aprendizajes que cambiarán por completo tu vida profesional y personal.

Además, como emprendedor (y como humano) siempre tendrás cosas nuevas por aprender, sobre todo en un mundo tan cambiante como el que vivimos actualmente.

Piensa en ti mismo como un aprendiz y mantén la mente abierta a explorar cosas nuevas, actualizar tus conocimientos o aprender otras habilidades. Así, te convertirás en un profesional integral con más herramientas para construir el futuro que quieres para tu empresa.

5 claves para ser emprendedor

Para emprender, no basta con tener una gran idea, sino que también debes desarrollar la actitud correcta para tomar ese camino.

Estos 5 elementos constituyen la base del éxito de cualquier emprendedor, así que toma nota:

1. Pasión

Muévete por tus pasiones, no por el dinero.

Por supuesto que el dinero y la estabilidad financiera son importantes. Y obviamente son de las principales razones para emprender.

No obstante, si tu única motivación es el dinero, probablemente te desanimarás muy rápido y acabarás tirando la toalla.

Un emprendedor se mueve principalmente por su pasión y compromiso. Involúcrate al 100% en cada proyecto que tengas y ten muy presente por qué quieres emprender. Pregúntate qué quieres lograr, cuáles son tus motivaciones y qué quieres dejar en el mundo.

2. Visión

Antes de lanzar tu negocio al mercado, visualiza a dónde quieres llegar.

Tu visión será un componente fundamental para diseñar y optimizar tu plan de negocio. Además, te ayudará a fijar objetivos inteligentes para medir tu progreso en el tiempo.

3. Networking

Para nadie es un secreto que el mundo se mueve por los contactos que tienes, y por eso el networking es primordial para ser emprendedor.

Invierte tiempo en crear una buena red de contactos. De esta manera, abrirás una puerta a nuevas oportunidades de negocio, feedback constante, potenciales alianzas, proyectos colaborativos y más. Es la vía más efectiva para crecer como emprendedor.

4. Constancia

Si hay un truco para ser exitoso, en cualquier ámbito, es la constancia. Para ver frutos hace falta esfuerzo y disciplina, incluso en los momentos en que sientas que ya no puedes más.

No todo el tiempo te sentirás motivado e inspirado para hacer las cosas, pero aún así debes mantenerte en movimiento para crecer (y esto aplica para cualquier cosa en la vida).

5. Adaptabilidad

A veces, el contexto socioeconómico termina cambiando el rumbo de tus ideas originales. Por lo tanto, tener la capacidad de adaptarte a los cambios del mercado y los patrones de consumo es vital para mantener vivo tu emprendimiento.

¿Quieres ser emprendedor? ¡Empieza por aquí!

Como ves, emprender no es un camino fácil, pero sin duda puede ser la mejor decisión de tu vida.

Si quieres empezar tu propio emprendimiento pero no sabes por dónde comenzar, aquí abajo encontrarás un montón de consejos, herramientas y recursos para conseguirlo:

Emprendimiento 101: todo lo que debes saber para empezar tu negocio

Qué es emprendimiento y por qué es importante para la sociedad

¿cómo emprender con poco dinero? 7 pasos para lograrlo

¿Qué es ser emprendedor? – Ventajas y desventajas de ser tu propio jefe

10 habilidades claves para ser una persona emprendedora

Tipos de emprendimiento: ¿cuál es el tuyo?

Las 10 características de un emprendedor exitoso

Qué es emprender: mitos y realidades sobre la vida de un emprendedor

Tipos de emprendedor: ¿cuál eres tú?

15 herramientas gratuitas para personas emprendedoras

Diferencia entre emprendedor y empresario: ¿son lo mismo?

Tipos de emprendedores digitales e ideas de negocios online

10 películas para emprendedores que buscan inspiración

5 errores comunes en el emprendedurismo y cómo evitarlos

7 características del emprendedor que NO pueden faltar en tu perfil

Ideas emprendedoras para crear un negocio rentable en 2022

¿Qué es la cultura emprendedora y por qué es importante?

cómo ser emprendedor y no tirar la toalla a mitad de camino

Creatividad: la principal característica de una persona emprendedora

Emprendimiento empresarial: ¿cómo iniciar un negocio?

8 claves para definir el perfil del emprendedor exitoso

Espíritu emprendedor: ¿qué es y cómo desarrollarlo?

10 valiosas lecciones de negocio de emprendedores exitosos

7 películas de emprendedores para ver en Netflix

Características del emprendimiento social y su impacto en la sociedad

¿Listo para ser emprendedor?

Ir arriba